Tecnología LiFi: la clave del futuro

Posted by | Junio 27, 2016 | Tecnología | No Comments

LiFi

La innovadora tecnología LiFi viene a complementar y quizá, en un futuro, sustituir a la conocida WiFi. Pero ¿en qué consiste esta nueva forma de conexión inalámbrica y cómo beneficia? Ante todo y como es de esperar, su velocidad es muy superior a la de la WiFi, pero también cuenta con otras características que es interesante conocer.

Las conexiones sin cables, como los casos de las tecnologías 3G, 4G o WiFi, son muy utilizadas hoy en día, sobre todo, en dispositivos móviles como smartphones tablets. Pero existen circunstancias, ya sea por exceso de usuarios accediendo a la red o falta de capacidad de esta, en que tal tipo de comunicaciones sufre una sobresaturación. Es por este motivo que se ha venido desarrollando desde hace ya algún tiempo una alternativa tecnológica cuyo uso está en pleno desarrollo: la tecnología LiFi.

¿Qué es la tecnología LiFi y cómo funciona?

LiFi es el acrónimo del término inglés “Light Fidelity”. Se trata de una tecnología de comunicaciones ópticas que transmite datos, mediante luces LED, a frecuencias que van desde los 400 hasta los 800 THz, por lo que entra en el espectro de visibilidad del ser humano. Es conocida también como Visible Light Communications (VLC), es decir, Comunicaciones por Luz Visible.

Aunque en un principio está pensada para ser utilizada como complemento de las tecnologías ya existentes, no se puede descartar la posibilidad de que en un futuro no muy lejano las acabe sustituyendo, puesto que las pruebas realizadas hasta ahora han demostrado que puede llegar a ser 100 veces más rápida que las comunicaciones basadas en radiofrecuencia, que son las utilizadas actualmente. Las velocidades alcanzadas en las pruebas han llegado a 800 Mbps y se están llevando a cabo proyectos para conseguir la meta de los 15 Gbps.

El principio de funcionamiento en que se basa la LiFi es muy sencillo de entender. Se trata de convertir la información binaria de los dispositivos digitales en impulsos lumínicos (parpadeos) que serán emitidos por una luz LED y recibidos por el correspondiente sensor para reconvertirlos de nuevo en información binaria. Para ello, solo es necesaria la instalación de un modulador en la parte transmisora y un fotodiodo en la receptora. Esto implica que su uso podríaimplantarse en cualquier estancia mediante la adaptación de la iluminación ya existente y solo sería necesario tener encendida la luz para contar con la posibilidad de conexión a Internet.

Ventajas de la tecnología LiFi

Como es de suponer, vistas sus características, la tecnología LiFi cuenta con unagran cantidad de ventajas. En primer lugar, supera el inconveniente de la sobresaturación que tienen las comunicaciones por radiofrecuencia, dado que usa luz normal y visible.

Por otra parte, precisamente por funcionar mediante luz, es posible regular el haz luminoso de manera que se disperse y proporcione una cobertura más amplia; o, por el contrario, hacerlo muy fino y, por tanto, más direccional. Con esto es posible tener un control más preciso sobre quién recibe los datos en cada momento y crear redes de corto alcance con un mayor nivel de seguridad.

Otra ventaja es la posibilidad de transmitir grandes cantidades de datos entre equipos, de forma rápida, con solo apuntar el transmisor al receptor durante unos segundos. De forma similar al uso actual de los mandos a distancia (los cuales no dejan de ser una variante de esta tecnología, pero en la franja de luz infrarroja).

Como suele pasar con todo, esta tecnología también cuenta con un inconveniente principal, que es su reducido alcance. Hasta el momento, solo puede ser utilizada a una distancia de unos 10 metros. Además, hay que tener en cuenta que cualquier objeto que se interponga en el haz de luz interrumpirá la conexión.

Aplicaciones de las comunicaciones LiFi

Aunque será posible utilizar esta tecnología en cualquier dispositivo, las previsiones indican que el mayor potencial de uso se encuentra en los teléfonos móviles, tanto en el hogar como en el exterior. Dentro de un hogar, estas tecnologías permitirán redes sencillas, potentes y, en un principio, baratas, que, además, podrán llegar a todos los rincones de cualquier habitación, simplemente, a través de la iluminación habitual del techo. Fuera de él serán unas grandes opciones para el uso de sistemas de información ad hoc que hagan llegar información personalizada al usuario a través de su terminal.

Aparte de esto, ya existen planteamientos para instalarlas en lugares con gran afluencia de público, como centros comerciales, bibliotecas y museos, además de poder ser usadas en el mobiliario urbano para informar a los ciudadanos.

Para hacer todo esto posible, solo falta que los móviles cuenten con los necesarios sistemas de recepción de luz LED, preferentemente, en la parte frontal de los terminales. Es posible que esto no tarde en llegar, ya que varias empresas, como Oledcomm y Sunpartner, por citar algunas, ya están dedicándose a este proyecto e, incluso, cuentan con un prototipo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.